Connect with us

Ultimas Noticias

los propietarios de pequeñas empresas luchan por sobrevivir después de las restricciones de COVID-19

Las pequeñas empresas de todo el mundo están luchando por sobrevivir mientras el sombrío impacto económico de la pandemia COVID-19 comienza a temblar. Además de perder sus propios medios de vida, la pérdida potencial de estas calles firmes corre el riesgo de dañar permanentemente el tejido de las comunidades locales.

Entonces, ¿la situación se está volviendo darwiniana, o estos empresarios fueron capaces de adaptarse para mantenerse a flote?

La librería Broadway, Londres
Jane Howe ha estado vendiendo libros en su tienda del este de Londres durante 15 años y nunca ha visto la necesidad de crear un sitio web. Antes de la pandemia, los clientes atraídos por el personal personalizado de la tienda llenaron la librería de Broadway mientras otros hacían cola para la puerta.

«Me encanta hablar con la gente sobre lo que leen y lo que yo leo e intercambiar ideas», dijo Howe. «Pienso en ello como una mesa para cenar y organizo todo, estos deliciosos platos que la gente puede tomar y probar… Será muy difícil reemplazarlos en línea», dijo Jane a The Associated Press.

Debido a las limitaciones de sus actividades pandémicas, tuvo que despedir a tres trabajadores a tiempo parcial. Trató de negociar un recorte de alquiler y pidió prestado 50.000 libras (55.000 euros) al gobierno del Reino Unido.

En junio, la Librería Broadway lanzó su primer sitio web, en el que Howe se esfuerza por ofrecer la misma calidad de servicio y el enfoque personal que hizo que su tienda fuera tan única. A pesar de sus esfuerzos, la tienda en la primera semana alcanzó sólo un tercio de sus ingresos netos habituales.

En julio, una librería de Broadway comenzó a vender libros desde la puerta de la tienda, sin dejar entrar a los clientes.

Howe dice que dará lo mejor de sí en los próximos 18 meses y verá qué pasa. «Espero salir de esto el año que viene… todo lo que puedo hacer es esperar que suceda», dijo.

Floristería Sun, Tokio
Cuando los funcionarios japoneses pidieron a la gente que se quedara en casa en marzo, Shinichiro Hirano acortó el horario de apertura de su Floristería del Sol, pero permaneció abierta.

La tienda llena de flores, situada en el distrito central de Tokio, perdió rápidamente el negocio de organizar aperturas de restaurantes y promociones de empleo. Para agravar el problema, el flujo de turistas ha disminuido y los Juegos Olímpicos de Tokio han sido pospuestos.

Afortunadamente, Hirano no perdió todos los clientes durante el bloqueo.

«La gente trabajaba en casa y quería animarse», dijo.

Por desgracia, uno de los primeros ramos que vendió a los pocos días de la flexibilización de las medidas de bloqueo fue un cliente que marcaba el cierre de un restaurante cercano. Otros pedidos vinieron de las celebraciones de la reapertura de las empresas. Sin embargo, las ventas totales de la floristería continuaron cayendo hasta un 20 por ciento.

Después de todo, Hirano regresa todos los días para abrir la tienda, diciendo: «Mientras tengas una tienda, tienes que abrirla. Nunca pensé en cerrarla».

The Vault, Washington, EE.UU.
En relación con la próxima temporada de bodas de este año, se planean 40 celebraciones en el lugar de la boda de The Vault y su propiedad hermana. Luego la pandemia de coronavirus obligó a Stephanie Skoglund a cerrar la compañía.

«Básicamente estamos aniquilados», dice Skoglund.

El marido de Stephanie, Rick, trabaja para la misma compañía, así que también perdió sus ingresos. La familia vendió una pista de baile y una gran carpa para cubrir las facturas. Solicitaron ayuda del Estado, pero nunca recibieron nada.

Desde junio, la compañía ha estado alquilando mesas, sillas y carpas para eventos al aire libre. Planean organizar una boda a finales de julio, uno de los tres eventos que quedan en el calendario de la Cripta. La lista de invitados es mucho más pequeña que la capacidad de la sala, así que las reglas de distancia social no deberían ser un problema.

Stephanie espera que el negocio esté en marcha en otoño. Pero la familia habló de vender la casa y el negocio, y si eso no sucede, empezar de nuevo.

De las 20 parejas que habían reservado previamente sus votos hasta octubre, ocho fueron trasladadas al año siguiente y una docena fueron canceladas.

Chicago Lake Dental, Minneapolis
Casi tan pronto como la pandemia obligó a Ali Barbarawi a cerrar su consultorio dental en Minneapolis, comenzó a prepararse para reabrirlo en el futuro. Como los expertos concluyeron que el riesgo de transmisión de la infección en las clínicas dentales era alto, Barbarawi se conectó con sus pacientes en línea, limitando las visitas personales a las personas en casos de emergencia.

Barbarawi instaló cubiertas de plexiglás para limitar la posibilidad de propagación en el aire, reemplazó la alfombra del consultorio por un piso duro para facilitar la limpieza y ordenó máscaras, protectores faciales y delantales para el personal.

Cuando se anunció una cierta relajación de las restricciones, Barbarawi planeó reabrir el 1 de junio, pero sólo unos días antes, las protestas contra el asesinato de George Floyd por parte de agentes de policía de Minneapolis se extendieron por toda la zona.

Siguiendo la cámara de seguridad de su teléfono móvil, Barbarawi observó cómo la gente entraba en la oficina, destruyendo su equipo y prendiendo fuego a la sala.

Según él, el seguro cubrirá la mitad de lo que se ha perdido. Siguiendo el consejo de sus colegas, lanzó una campaña «GoFundMe» para encontrar el resto de los fondos para la reconstrucción.

Restaurante de sushi Ginza, París
Antes del cierre de Shao, Lin Tia trabajó muy duro en Ginza, un restaurante pan-asiático que dirige con su marido Christophe Tia. Reemplazó al chef, que se había ido unos meses antes. Poco después, la pareja abrió un restaurante tailandés junto a la Rue Daguerre, una calle cerca de las famosas catacumbas de París.

Como ambos restaurantes estaban cerrados, Tías pasó un tiempo inesperado con sus tres hijos.

Francia eximió a las pequeñas empresas de los sectores de la restauración, el turismo, los deportes y la cultura de las contribuciones a la seguridad social y reembolsó a los empleadores alrededor del 84% de su salario neto. Sin embargo, los temores de la pareja crecieron cuando no entraba dinero y había gastos.

Desde mediados de abril, el restaurante ha empezado a vender comida para llevar durante varias horas al día. Luego, cuando se levantaron las medidas de bloqueo, Tia puso varias mesas afuera en la calle frente a sus restaurantes. Sin embargo, las ventas siguen siendo un 30 por ciento más bajas que en este período del año pasado, a pesar del clima templado y de la ausencia de los parisinos a la hora de cenar durante el bloqueo. Muchos residentes del barrio dejaron la ciudad para trasladarse a sus segundas casas cuando comenzó el bloqueo y sólo pueden volver en septiembre.

La familia teme que cuando el gobierno francés deje de pagar los salarios en los próximos meses, la ola de despidos podría aumentar la presión sobre empresas como ellas.

«Nunca nos pondremos al día, nunca en la vida. Y lo más difícil aún está por venir», dijo Shao Lin.

Bread Republic, Beirut
Después de que la capital del Líbano, Beirut, cerrara en marzo, Walid Ataya volvía cada mañana a su panadería, pizzería y bar de vinos para considerar nuevos movimientos.

«Aquí en el Líbano, podemos hacer frente a las crisis. Hemos pasado por guerras y turbulencias, por lo que una pandemia es otra crisis que debemos superar», dijo.

Las panaderías podían permanecer abiertas durante el bloqueo, así que Ataya empezó a vender pasta fresca y flores en su panadería.

Negoció un recorte de alquiler, pero aún así tuvo que despedir a 10 trabajadores al final de un estricto período de bloqueo en el país.

Cuando se levantaron las restricciones en mayo, Ataya reabrió el bar de vinos y la pizzería, ocupando el 30% de su capacidad. La policía aún multaba la apuesta por mesas desbordantes en el exterior. Ataya disputa esa decisión en el tribunal.

A principios de junio, logró reabrir un restaurante frente a la panadería, pero unos hombres enmascarados irrumpieron en su oficina y sacaron una caja fuerte con miles de dólares guardados dentro.

En los últimos días, el negocio parece estar volviendo a la vida mientras los clientes llenan las mesas.

«Estamos en la etapa de supervivencia de la noche a la mañana», dice Ataya. «No puedes sentarte y no hacer nada. Tienes que arriesgarte».

Advertisement
Clic aquí para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tragedia

14 civiles muertos en un atentado en Yemen

Catorce civiles murieron el sábado en el bombardeo de una gasolinera en Marib, el último bastión de las fuerzas gubernamentales en el norte de Yemen, según la agencia oficial de noticias del gobierno, que acusa a los rebeldes Houthi del ataque.

Respaldados por Irán, los Houthis llevan desde febrero intentando conquistar Marib, rica en petróleo, a las fuerzas leales respaldadas por una coalición dirigida por Arabia Saudí.

«Las milicias Houthi atacaron una gasolinera mientras decenas de vehículos hacían cola, provocando un gigantesco incendio que mató a 14 civiles, entre ellos una niña, e hirió a otros cinco, entre ellos un niño», informó la agencia de noticias Saba.

Los Huthis no respondieron a la declaración.

El ataque se produjo horas después de que una delegación omaní llegara a Saná, la capital controlada por los rebeldes de Yemen.

El conflicto, que comenzó en 2014 con la toma de Saná por parte de los hutíes, ha dejado decenas de miles de muertos y millones de desplazados, según las organizaciones humanitarias.

Continuar lectura

Ultimas Noticias

La empresa mexicana HYCSA gana la licitación en Bolivia

La empresa mexicana HYCSA anunció que su filial Calzada Construcciones ha ganado la licitación para construir los puentes Tumupasa-Ixiamas en Bolivia.

La empresa dijo en un comunicado que este proyecto tendrá un plazo de ejecución de 420 días, que costará 8,4 millones de dólares.

Indicó que la Administración Bolivariana de Carreteras fue la encargada de emitir esta resolución el 1 de junio a través de una licitación internacional.

«Con la finalización de este proyecto, HYCSA continúa con sus planes de expansión en Centro y Sudamérica, reforzando su presencia en Bolivia», dijo la empresa en un comunicado.

La empresa indicó que seguirá trabajando en la diversificación de proyectos y regiones para reforzar su estructura de ingresos y mitigar los riesgos.

El pasado mes de mayo se anunció que HYCSA, junto con ICA, ganó una licitación en El Salvador para el diseño y la construcción de un hospital, con una inversión de 24 millones de dólares.

Continuar lectura

salud

Consulta sobre el aumento de los daños neurológicos tras Covid en las clínicas

El Servicio de Neurología del Hospital de Clínicas ha visto aumentar el número de consultas de pacientes que se han recuperado del Covid-19. Tras superar la enfermedad, muchos han quedado con daños neurológicos, y entre las consultas más comunes están la ansiedad, el insomnio, la depresión, entre otras.

La Dra. Marta Sady Galeano, jefa del servicio, explicó que la Covid-19 es una enfermedad que provoca diversos trastornos en el organismo.

Entre los cuadros tras la recuperación hay casos de encefalitis, polineuropatía, síndrome de Guillain-Barré (SGB), con trastornos de los nervios periféricos de las cuatro extremidades. También la mielitis, la inflamación de la columna cervical o dorsal, el agravamiento del dolor, por ejemplo, si ya sufría de dolor sacro, empeora la patología.

Provoca trombosis, angina de pecho y obstrucción de las extremidades inferiores, y el paciente debe recibir anticoagulantes generalmente durante al menos seis meses. También hay casos de accidentes cerebrovasculares (ACV), hemorragias, infartos y neuritis óptica.

«El accidente cerebrovascular es más frecuente, generalmente un mes después de la aparición de Covid-19, y la afectación de los nervios craneales también puede producirse en la fase aguda», explicó el especialista.

Otros motivos de consulta en una situación de Covid son la pérdida del gusto y del olfato como manifestación neurológica, la parálisis facial, el agravamiento de la migraña, el deterioro de la memoria porque el paciente tiene dificultades para recordar experiencias, y la fatiga y el cansancio.

«Salvo excepciones, la mayoría de los pacientes con falta de gusto y olfato no desarrollan complicaciones o no son hospitalizados», dijo.

Por último, para evitar contraer y propagar el virus, recomendó seguir tomando medidas de protección como lavarse las manos con frecuencia, utilizar mascarillas y distanciarse.

Continuar lectura

Mejores Noticias